domingo, 18 de diciembre de 2011

Chocolatada

    Día frío en Santiago, normal estando ya en diciembre. Menos mal que estábamos invitados a una chocolatada por los Scouts y nos vino bien para entrar en calor.

    La chocolatada, a la vez que nos quitaba el frío, tenía el fin de recoger alimentos y comida para gente necesitada y también acercarnos un poco a los vecinos del barrio que se asomaban curiosos a sus ventanas para ver qué era aquella alegría y bullicio.

    Antes del chocolate los chavales hicieron juegos, regalos del amigo invisible y sobre todo muchas risas con los scouters. Al ser una chocolatada,  la base de los juegos era que los chavales eran virutas de chocolate y tenían que competir con otros equipos para ser las mejores virutas. De esta manera,  los scouts,  niños y scouters,  a diferencia de los padres que estábamos mirando,  no pasaban frío gracias a los bailes y saltos que daban con sus juegos y actividades, aunque por ello más de una vez terminaran por el suelo entre risas y gritos de alegría.






    Terminados los juegos, todos,scouts, padres y vecinos que quisieron acercarse, degustamos el chocolate con churros que los scouts prepararon allí mismo, al tiempo que se charlaba animadamente, hasta que la lluvia hizo acto de presencia y obligó a refugiarse o a dar por concluida la agradable tarde scout, una más de tantas que nos hacen disfrutar. Os pongo unas fotos de los juegos:



 
     En esta ocasión, mi mujer y yo, ibamos acompañados de dos chavales  (Mia y Brye) y de su madre (Lashon). Un par de semanas antes los dos chicos habían visitado a los scouts en el local. No habían salido muy convencidos por varios motivos, pero el principal fue que no se había podido salir del local por culpa de la horrible meteorología, lo cual hizo que el dinamismo scout se perdiera. Pero les  habían  hablado de la chocolatada y eso les apetecía.

    En cuanto llegamos, los chavales ya se fueron (algo cohibidos eso si) a jugar al bulldog, con las previas indicaciones de Iván y repartiéndose cada uno en un equipo.  A Lashon le presentamos a Natalia, una de las scouters de la rama donde entrarían sus hijos y que domina el idioma de Shakespeare, ya que Lashon aún no habla bien el castellano.
 
    Mientras Natalia y Ángeles (mi mujer) le enseñaban el local a la madre yo me quedé haciendo fotos y fijándome si los niños (Brye y Mia) lo pasaban bien(de mis hijos ya me despreocupé hace tiempo ya que es llegar a los scouts y desaparecer de mi vista) Los chavales estaban encantados, entre juegos, risas y charlas con los compañeros, parecía que se lo pasaban muy bien. Incluso estuvieron preguntando ya para irse a la acampada de tres días de Navidad. Tengo que decir que Mia era scout en Estados Unidos pero por lo que nos cuenta nada tiene que ver con los nuestros.
 

    La mamá creo que también quedó encantada con la idea y los conceptos de la vida scout por las risas que se echaba con Natalia. La verdad es que Lashon es muy risueña y Natalia es un encanto que hace sonreir a cualquiera, vamos que se juntaron el hambre y las ganas de comer, jajaja.
 
    Al final me da la impresión que se ampliará la familia Scout. Para la siguiente entrada os informo, jajaja.





viernes, 11 de noviembre de 2011

Scouts en las Islas Cíes

    El pasado 29 de Octubre, gracias a una buena meteorología y a pesar de algún retraso con el autobús, los chavales se embarcaron, nunca mejor dicho, en una actividad ecológica. Se trataba de limpiar las Islas Cíes de plantas invasoras.

    Las Islas Cíes forman parte el parque nacional de las Islas Atlánticas. Son un el típico paraíso de postal, el lugar perfecto para quitarte el stress. Aguas puras y cristalinas, senderos para perderse o quizás para encontrarse y la verdísima vegetación de Galicia.
   


    Esa vegetación es la que se quiere proteger y por ello los Scouts de toda Galicia colaboraron en la eliminación de ciertas especies que no son propias de las Islas, como la acacia negra. Después de una breve charla de los cuidadores del parque explicando cómo identificar y cómo arrancar esas especies se pusieron manos a la obra.

    
    Los niños quedaron encantados, lo pasaron estupendamente y se rieron con alguna mojadura que se llevó Bagheera. Por supuesto, a casa llegaron superactivos, con ganas de contar las historias de las islas  pero fue sentarse y bajarse el interruptor, jajaja.

    Os pongo el enlace a un video de la televisión gallega, tenéis que ir al minuto 25 y 40 segundos (siento no poder poner directamente el video pero no tengo aún esos conocimientos informáticos). En ese punto emiten un reportaje sobre esta actividad scout.

http://www.crtvg.es/tvg/a-carta/telexornal-seran-fds-156903

    Parece un árticulo turístico sobre las Cíes, y si vale para ello me alegro, pero quiero significar sobre todo el método activo Scout para enseñar el respeto por el medio ambiente, la colaboración y la solidaridad.

    

martes, 11 de octubre de 2011

Paso de Ramas

   Ha pasado el verano, ha empezado el curso y estamos esperando el autobús que va a llevar a los niños a la última acampada de la ronda del año pasado (2010-2011) y la primera acampada de la ronda que comienza (2011-2012), luego lo entenderéis.

   Como siempre bullicio, alboroto y alegría. Chavales reencontrándose tras las vacaciones de verano lo cual significa abrazos y besos entre ellas y, entre ellos, sobre todo,choque de manos varonil  (¡qué tontos somos los hombres! ¡Con lo bien que sienta un abrazo!). Aunque algún que otro gran abrazo también se podía ver entre ellos.

    Después del alegre reencuentro los chavales empiezan a subir al bús. Parece que ya me voy acostumbrando y lo llevo con más tranquilidad. Por supuesto, ellos ni se inmutan, creo que se olvidaron de nosotros en el mismo momento que pusieron el pie en el local de Vista Alegre.




    Esta última y a la vez primera acampada simboliza la transición y evolución de los chicos, es el paso de rama. Es un acto donde los que pasan a otra rama scout se despiden de sus compañeros y son recibidos por su nuevo grupo. También significa la despedida de los mayores, que acaban su formación scout. Imagino que debe ser un trago duro después de doce años en un tipo de vida muy alegre y muy comprometida. Aunque supongo que la gran mayoría se  planteará volver al grupo ya como scouters y que al final, lo hagan o no, siempre llevarán esos valores como parte de su forma de afrontar la vida.


    Nos tocó desplazarnos a Noente para ver el acto de paso de rama, un bonito lugar cerca de un río, aunque eso es lo de menos.


    Como siempre el primer contacto con los niños fue devastador y no nos hicieron ningún caso, por no poner un adjetivo mal sonante.Cada día es más difícil un abrazo o un beso delante de gente, ¡jajaja!

    El acto fué muy emotivo. El grupo scout formó un gran círculo al que rodeamos los padres.
    Cada rama fué despidiendo y recibiendo con pequeñas representaciones de lo que significa para ellos estar en cada rama.

    Los chicos de manada cantaron una canción para despedir a su compañero que se iba a tropa. Dejaba de ser un lobato de la manada para regresar al pueblo del hombre que representa tropa.

    Los chicos de tropa despidieron a sus compañeros  con unas emotivas palabras que hicieron saltar las lágrimas a más de uno.

    Los de la unidad esculta recibieron a sus nuevos compañeros simbolizando la fuerza de  un muro, algo difícil de mover al juntarse ellos como uno solo, como una unidad.

    Los de clan representaron sus actos de servicio individuales para incorporar a los chicos de esculta en su rama.

    Después de reorganizarse los chavales, les tocó el turno a los scouters. Algunos scouters por diferentes motivos dejan el grupo , pero pienso que debemos agradecerles su tiempo y su labor con nuestros chavales y desearles lo mejor.

    También nos dieron  la gran alegría de que varios scouts volvían como scouters. Igualmente desearles lo mejor y agradecerles que nos ayuden a educar a los  chavales en el escultismo.

    El organigrama del grupo también se modificó  y hubo un cambio importante ya que Pablo deja de ser el coordinador del grupo en favor de una emocionadíííííííííííííííííísima Nuria, que seguro lo hará extraordinariamente bien.
 
   Para despedir el acto cada rama gritó su lema, para finalmente todo el grupo gritar un fuerte:

¡¡Scouts!!¡¡Siempre listos!!



lunes, 1 de agosto de 2011

Día de padres

  Después de una semana larguísima, de tardes interminables por fin me llegó el día de ir a visitar a los niños al campamento. A las 11:30 teníamos que estar allí y después de recoger las tradicionales tortillas y empanadas para la comida de campo, nos pusimos de camino. A medida que hacíamos kilómetros la carretera se iba estrechando, hasta llegar  cerca del campamento donde nos esperaban dos scouts para indicarnos que dejáramos allí el coche y que nos tocaba andar. Así hicimos y cargados con la comida y mis bártulos fotográficos tiramos camino abajo. ¡Con qué alegría hice ese camino, iba a ver a los niños! Y además la bajada ayudaba a llevar todo el material.Qué curioso pero el mismo camino al revés al terminar el día realizaba el efecto contrario, mala leche y llegar desfondado al coche, jeje.


     En mitad de la bajada nos encontramos a Kaa que ya nos indicó lo poquito que faltaba  para llegar al campamento. Uno que ya ha hecho la mili se imaginaba las tiendas en linea en una explanada. Pero ¡qué va! Estaban en el medio del monte. Deciros que lloviznaba un poco y no nos rozaba ni una gota de agua por lo frondoso del bosque.






    Mientrás dejabamos las cosas cerca del comedor , ya vimos venir a las niñas corriendo y al niño a paso de tortuga detrás. Si los abrazos tuvieran sabor, esos abrazos serían mi comida favorita. Me alegró verlos con una sonrisa en la cara y dando la impresión de que ese debió ser el primer momento de acampada que se acordaron de nosotros.


    Por supuesto, después tocó la revisión visual típica de los padres. Tenían arañazos por todas partes y alguna rozadura de cuerda. Pero ellos no le daban importancia y menos se la iba a dar yo.






    Luego nos fueron enseñando el campamento. Lógicamente primero fuimos a la zona de manada que  es donde están ellos. Allí tenían sus tiendas de campaña, unos "sofás" y los necesereros que ellos mismos habían hecho.

    Luego vimos el comedor, una gran lona sujeta por cuerdas entre los árboles. Evidentemente con sus mesas y bancos.
    Al ladito mismo estaba la cocina, con sus cacharros y despensa. Allí los padres voluntarios como Santi, Marika, Josefa y Sofía (con Naiara de pinche) se afanan, con la dirección de Emilia de hacer exquisitas comidas para dar energía a todos los chavales.

    Por supuesto me tocó ir a visitar las letrinas...de esta parte me voy a saltar la descripción, jajaja.


    También visitamos la zona de otras ramas e incluso una de ellas se construyó un puente.

    Lo último fue la zona de juegos, de baño y las duchas que estaba todo en una gran explanada al ladito del río. Allí tenían acotada una zona poco profunda para los baños de los chavales.




    Ya os digo un lugar idílico al lado de un río para perderse unos días. Incluso os puedo decir que tenían camaradas animales con los que compartían río, como demuestra esta foto de una nutria.



    Como veis la parte de la infraestructura estaba conseguidísima gracias al esfuerzo de los scouters.

    Pero lo que más me llamó la atención, igual que a mi mujer, fue lo mayores que vimos a los niños, en el sentido de madurez. Yo tampoco entendía, cómo en  una semana habían dado ese salto. Pero después de estar en el campamento varias horas te das cuenta del motivo. Ahora que está de moda las redes sociales os puedo decir que la más avanzada es la de los Scouts, ni facebook ni nada, los Scouts.

    La interacción entre ellos es total, allí las ramas tienen parte de sus actividades por separado pero cuando se mezclan es impresionante. Me asombró ver el trato de los mayores con los pequeños. El cariño, la igualdad que le transmitían a los niños era preciosa. No se creían más ni mejores por ser mayores, ni por tener más años de scouts. Ellos mismos eran monitores para los niños.

    Deciros que los niños con nosotros estuvieron el tiempo justo. Ellos andaban con los amigos, grupitos de chavales de todas las edades que estaba compartiendo la misma experiencia y la misma felicidad.



    A  las 18:30 nos dio la hora de regresar, y el niño se quiso venir. Un amigo con el que se llevaba muy bien se tenía que marchar a una actuación y quizás algo triste por eso, Esteban decidió venirse con nosotros. Lo bonito es que según iba dejando el campamento los chavales, tanto mayores como pequeños lo paraban para despedirse.
   

viernes, 15 de julio de 2011

Campamento de verano

    Queda un día y se marchan de campamento de verano. Después de 9 años no se como voy a aguantar quince días sin los niños, me queda la pequeña. Pero las risas y enfados compartidos, el murmullo constante de vida en la casa se me aparcan quince días. A veces notas en falta algún día de tranquilidad y silencio, de los que tienen las parejas sin hijos, pero los padres que lean el blog me entienden cuando digo que eso se agradece dos días, al tercero te notas vacío.

    Después de esta triste exposición de mis estado de ánimo,¡jajaja! Os voy a hablar del campamento de verano.

    Como ya os dije, el 18 de junio en la sardiñada tuvimos una asamblea con los scouters donde nos explicaron y nos dieron un dossier con todo lo relacionado con el campamento.

    Lo primero fue informarnos sobre la situación del mismo, este año se van a Brandomés una zona de carballos con el rio Ulla al lado. Por supuesto como soy un padre quizás preocupado en exceso, pensé "cerca de un río, los míos no saben nadar bien, ¿y si llueve?" pero antes de acabar de pensarlo ya tenía las respuestas. Hay un embalse que regula el caudal del río y los monitores van a acotar una zona de poca profundidad para los chavales, aparte que nunca van a estar solos. Son una manada y si uno de la manada se mueve se mueven todos.

    Lo segundo fue informarnos de los horarios. Los lobatos se levantan a las 8:30 y no paran hasta las 23:30.
Tremendo horario que incluye las actividades y la limpieza y orden del campamento (esto me parece estupendo ¿quien los verá lavar su ropa en el río?, ¡jajaja!).

    Luego los propios niños nos contaron las actividades que iban a realizar. La manada, en la primera semana, como juego hará un viaje al Caribe donde los niños vivirán aventuras y aprenderán a vivir en la naturaleza para cumplir diversos objetivos. En la segunda semana, durante tres días, cogerán sus mochilas y se irán a hacer rutas y a vivir en un vivac. Según me contaron, a estos días de ruta los niños le tiene bastante respeto pero vuelven fascinados y parece ser que lo que no olvidarán nunca será el primer día que duermen mirando las estrellas.


    La rama de tropa en la primera semana hará competiciones por patrullas , técnicas scouts y todo girará en torno a starwars. También la segunda semana se irán de ruta donde irán realizando distintas actividades.

    La unidad esculta en la primera semana basará sus actividades en los primeros auxilios, trastornos alimenticios, construcciones... Y en la segunda semana se va  a un centro scout en Aragón, donde convivirá con otros scouts de España y participará en rutas, servicios, y deportes de aventura (rafting, escalada...).

  
    El clan Tulumanya en la primera semana la dedicarán realizar sus cabañas individuales para dormir, conocer el entorno del campamento para poder hacer servicios a la comunidad, desarrollar su programación individual, descubrir sus límites con juegos organizados por los scouters, etc. En la segunda semana se van a restaurar el monasterio de Bergondo con el fin de realizar un servicio
y acondicionar el espacio para posibles actividades scouts.


    Por supuesto, también se nos explicó lo que debían llevar los niños en la mochila (cosa tremendamente complicada) y se nos insistió en que la mochila la debían hacer ellos. Siempre la idea de los scouts es formar personas responsables.

    Se nos explicó detalladamente en qué se invertía nuestro dinero, con unas cuentas claras y precisas (comentaros que yo mando a mis tres hijos 15 días de campamento por 275 euros, algo que me parece baratísimo). Y se nos presentaron los cargos que tendrían los scouters. Aprovechando quería desearle suerte a Nunú que es la primera vez que ejerce de directora del campamento.

    Por último deciros que los padres tenemos un día para ir a visitar a los chavales al campamento, en el que parece que quedas impresionado con el despliegue que hacen los scouts, pero esto ya os lo contaré en la siguiente entrada.

    Y si queremos ser un poco partícipes en el campamento, nos podemos apuntar como cocineros durante alguna semana y vivir esa experiencia. Padres que lo han vivido lo recomiendan y, como también dijeron,  es la única ayuda  que nos piden los scouters y se merecen recibirla por el trabajo fantástico que hacen con nuestros hijos. Mi mujer y yo si arreglamos con las respectivas empresas seguramente nos apuntemos una semana para el próximo año.

miércoles, 6 de julio de 2011

Sardiñada


    Llego un poco tarde pero hace unas semanas  tuvimos la sardiñada típica del San Juan con los scouts.
Nos fuimos para el local que tienen en las afueras de Santiago, un local que cuida, limpia y decora todas y cada una de las ramas scout.


    Allí los chavales están en su casa, tanto en el sentido lúdico, ya que allí realizan actividades, juegos, etc como en el sentido de responsabilidad que tienen que adquirir para organizarse en las tareas domésticas y de mantenimiento.

    En los alrededores tienen campo de baloncesto, de fútbol y unos bosques preciosos por los que hacen unas buenas caminatas y Hathi se deja las piernas entre los toxos, jajaja.







    No penséis que los scouts son ricos, que tienen tierras, instalaciones y locales. El local se lo cede el ayuntamiento de Santiagoy el resto se lo ceden los vecinos a los scouts, con lo cual me hace pensar que algo tendrán cuando tienen la confianza de la gente. Yo pienso que esa confianza se la ganan por la participación e integración que consiguen en las zonas por donde pasan.

    Os puedo decir que los vecinos nos cedieron el local social para celebrar la asamblea donde se nos informaba sobre el campamento de verano (de esto os hablaré en otra entrada) y un terrenito delante del local para preparar la sardiñada.

    La sardiñada la organiza el comité de padres que trabajan afanosamente toda la mañana para dar primero comida a los chavales y scouters y después a los padres. Y por cierto ¡qué rico estaba todo!
        

                                                         
                                                                                                                                                                                                       
 

    Y allí comimos, tirados en el campo con una buena temperatura, una buena comida y la alegría de los chavales. Eso sí cada rama tuvo su espacio "privado" en el campo y los padres comimos solos porque no tengáis miedo que los niños ni se nos acercaban.

    Yo tengo que reconocer que soy poco participativo en conversaciones. Suelo andar a mi aire haciendo fotos, me encanta escuchar, observar y aprender de lo que me rodea. Y esa convivencia  era perfecta para ver la alegría en los juegos de los niños, oír las risas de los scouters y aprender en las conversaciones de los padres más veteranos.

    A lo que sí me animé fue al partido entre padres e hijos, en el que los scouters se dividieron entre los dos equipos para compensar la falta de veteranía de unos y la falta de pulmón de otros. Eso sí, ganamos los padres 3 a 2.

    Acabamos a media tarde y parecía que allí no había habido ninguna fiesta. Todos, padres, scouts y scouters nos pusimos a recoger y quedó todo impecable.

    Otro dato que habla a las claras de los valores scouts fue el hecho que la comida que sobró se llevó al cotolengo. Ya os lo comenté , no se escapa nada y cada acto es una lección para nuestros hijos , y en este caso también para mí.

lunes, 20 de junio de 2011

Viejo Lobos

    Os he estado hablando de los scouts en general pero me parece justo y lógico que conozcáis el grupo donde están mis hijos.
    Nosotros vivimos en Santiago de Compostela, ciudad preciosa que os recomiendo visitar. Allí tienen la sede, en la calle Boiro, el grupo Chan 292 (pronto haré una entrada con un poco de su historia).
     Y mis hijos al ser los más pequeños están dentro de la manada. La cual dirigen con mucho cariño los scouters que en manada se les llama viejos lobos.
    Os voy a presentar a estos Viejos lobos que hacen que mis hijos me lleguen cansados pero sobre todo FELICES a casa.


    Esta es Akela, la suya es toda una vida scout. Desde pequeña siguió los valores scouts y ahora le toca transmitirlos. Si la conocéis, ella es la personalización de esos valores. En la foto la veis reclutando a mi hija pequeña Yolanda, jajaja.
    En el contexto de la manada es el lobo que los dirige. Representa la experiencia, la fuerza y el coraje.


    Aquí tenemos a la pizpireta del grupo, Raksha. Hace todos los fines de semana un esfuerzo grande en viajes para estar en las reuniones con los niños. Tiene toda la energía del mundo y salta de una actividad para otra con una alegría sobrehumana.
    Raksha es la madre loba. Tranquila, paciente, cariñosa y responsable, enseña a sus hijos las cosas básicas de la vida, y les educa en la libertad y la independencia durante sus primeros pasos. 


   Como buen oso Baloo descansa a la sombra de un árbol. Desgraciadamente no lo conozco mucho ya que trabaja fuera de Santiago y le es más complicado venir a las reuniones, para lo que también hace un esfuerzo enorme. Como el oso que representa me parece una persona tranquila y superrazonable.
    Baloo es un oso juguetón pero responsable. Enseña a los lobatos a cumplir  la ley y las máximas con su madurez y buen juicio.


    Kaa es la víctima perfecta para los lobatos. Bien entrenados por Akela es derribado continuamente. El año pasado fue de pinche de cocina al campamento de verano y tanto le gustó que se hizo scouter. Fue el primero en hablarnos de la manada y convencernos con la alegría con la que nos explicaba las actividades de los scouts.
    Kaa es  una serpiente pacífica y refleja el simbolismo de la amistad. Y hace pensar a Mowgli (los niños) en más allá de lo que ven.

    Y aquí se acaban los scouters del grupo de manada....jajaja es broma Hathi, no te enfades.




    Con Hathi  tengo una broma privada , dice que sale poco en el blog, que me olvido de él. Eso no le debe preocupar, ya que mis hijos (como al resto) lo adoran y eso sí que le tiene que llenar el corazón.
    Suele ser otra pobre víctima de los lobatos, aunque se presta bien a ello. Es como un niño grande cuando juega con los niños y un educador excelente cuando transmite valores.
    Hathi es un anciano y sabio elefante que conoce las viejas historias.

    Espero que ahora los conozcáis un poco mejor. Estas son las personas a las que confió mis hijos casi todos los sábados del año. Viejos Lobos, esta entrada va por y para vosotros. Un besazo de agradecimiento.

lunes, 13 de junio de 2011

Acampadas



    Si algo distingue  a los Scouts son sus acampadas y las actividades en la naturaleza. A Sara, Esteban y Paola en cuanto les hablaron de estos temas se volvían locos por dormir en una tienda de campaña sin tener que cargar con sus padres, jajaja.
    Todas las semanas nos preguntaban por las acampadas, hasta el día que nos dieron la hoja de ruta de la primera noche fuera. En cuanto se enteraron, todo fueron gritos de júbilo y alegría desmedida. Bueno, de todos menos de los padres. Tengo que reconocer que siempre tengo muy controlados a los niños y que se vayan a dormir sin nosotros a otra ciudad me intranquilizaba un poco, lo que trajo consigo el cachondeo y mofa de mi mujer y mi hermana.


    Esa primera actividad llegó con el motivo del XXXI Festival Scout Galego, un festival donde cada grupo scout de Galicia presentaba una canción y aparte se hacían unas olimpiadas.
    Nos dieron la hoja de ruta, que es donde se encuentra toda la información, desde los horarios hasta lo que deben llevar en la mochila (como ya os dije lo tienen todo bajo control y nos lo ponen fácil a padres novatos como nosotros).
    Nos fuimos a una tienda de deportes a pertrecharnos del material necesario, no sin alguna llamada a un scouter experto como Iván.
    Cuando los vimos cargados con las mochilas, sacos de dormir y demás instrumentos nos dió la risa porque a ellos casi no se les veía, jajaja. Pero daba igual, si les pones un burro encima con la ilusión que tenían eran capaces de llevarlo a donde fuera.
    El sábado tempranito  nos vamos para el local y como pasa por esas fechas en Galicia, llueve un poco y les tocará dormir en un pabellón. Pero ya les daba igual, no iban a estar los padres y la fiesta estaba asegurada.
    El jolgorio en el local era notorio, todos los chavales deseosos de coger el bus y librarse de los padres. Cuando llegó el bus todos corriendo, los padres para darle un beso a los hijos y los hijos corriendo para irse al bus y que los padres no le dieran ni un abrazo delante de los amigos. Vamos una película, jajaja.
    Los chavales al llegar a Coruña hicieron varias actividades relacionadas con el día internacional de los bosques y por la tarde preparaban el festival que íbamos a ver los padres.
    Cuando llegamos al colegio donde se celebraría el festival lo primero que hicimos fue buscar a tus hijos para ver qué tal estaban. En principio nos costó encontrarlos por la multitud de gente que había y porque allí no paraba nadie, ni scouters, ni scouts e incluso ni los padres (en nuestro grupo scout se disfrazaron para apoyar la canción).
    Una vez encontrados, según nos daban el beso de rigor, les preguntábamos que tal lo estaban pasando y la respuesta en los tres casos era siempre la misma: "¡Bien, chao!". No perdieron ni un segundo en hablar con nosotros, lógico estando los scouters que son mas divertidos que los papás.
    Estando en el patio, antes de entrar al festival te das cuenta del buen rollo que hay. Me sorprendió el cachondeo y lo bien que se llevan entre ellos los scouters, casi tenían mas fiesta ellos que los niños , jajaja. Eso me gustó mucho porque aunque ellos no se den cuenta todo eso se lo transmiten a los niños. Y es complicado ese grado de alegría teniendo que coordinar un festival y teniendo que cuidar y entretener a un montón de niños.
     El festival estuvo genial cada grupo de padres animando a los suyos y aplaudiendo las canciones de los demás. Un ambiente muy bonito.
     La canción ganadora fue del grupo 19 de Ferrol, la verdad una canción preciosa. Aunque la nuestra también era muy buena.
    Llegó la hora de que los padres nos retiráramos para dejar a los niños pasar la noche solos. La operación fue la misma que en el bus, aunque esta vez los niños nos daban rápido el beso para ver si así nos íbamos pronto.
    Sinceramente, toda la intranquilidad que tenía me desapareció. Era la primera vez que dormían fuera de casa sin nosotros y yo pensé que alguno dudaría, pero ¡qué va! Y me alegré por ello. Estaban superfelices y yo contento por que el ambiente era fantástico y quedaban con unas persona que estaban muy pendientes de ellos.
    El domingo regresaban y lógicamente fuimos a recibirlos.¡Vaya espectáculo! Los niños supercontentos y activos. Pero los scouters... jajajaja. Cuando vimos bajar a Kaa del autobús nos dió una pena, jajaja. Parecía que le había pasado un autobús de niños por encima, no se podía mover, iba a cámara lenta. El fin de semana debió ser duro ya que en cuanto bañamos a los niños, nos dió la impresión de que se le hubieran acabado las pilas. Todos pasaron al estado KAA y se nos fueron quedando dormidos en diferentes sitios de la casa.
   Eso sí , alguno con los ojos cerrados nos preguntaba si para el siguiente fin de semana había otra acampada.


domingo, 12 de junio de 2011

Solidarios

 

Todos os acordáis del terrible terremoto que destrozó Lorca, ¿ verdad? Pues bien ,el Grupo Scout Ciudad del Sol de Exploradores de Murcia  ha tenido la iniciativa de recaudar fondos de ayuda a través de la pañoleta solidaria. Os pongo el enlace por si queréis ayudar:

http://www.scout.es/panoleta-solidaria-por-lorca/

    Aclarar que los scouts no se limitan a pedir dinero: Son un grupo activo y se movilizaron para ayudar a la población de Lorca. No salen en la televisión, pero era para montar un programa sobre lo que hicieron en Lorca. Sobre 150 scouts repartieron cerca de 24.000 kilos de comida entre los afectados así como crearon actividades para que los más pequeños de las familias desalojadas estuvieran animados.

    Yo espero que mis hijos sean de esa clase de personas,que cuando vean en un telediario este tipo de desgracias , no digan "¡qué pena!" y sigan comiendo. Espero que se levantan  y piensen "¿qué puedo hacer yo?".

    Esa es la filosofía scout, como así lo demuestran las actividades de servicio que realizan. Desde rehabilitar una ermita en Forcarei, a la limpieza de playas o el cuidado de la Sierra do Invernadoiro que ahora es parque natural.
Sierra do Invernadoiro

    Los chicos mayores acostumbran a colaborar con la cruz roja, la cocina económica e incluso alguno se fue a Bosnia para relanzar el escultismo después de las guerras.

    Mis hijos aún son pequeños y prestan ayuda limpiando un poco parques y campos, pequeños pasos que espero  los vayan llevando a ser personas con una actitud activa en el mundo.

   Quiero tener un recuerdo para aquellos scouts que siguiendo las enseñanzas del escultismo y a sus grandes valores morales están colaborando en causas solidarias por todo el mundo, un abrazo de corazón para ellos.
   

martes, 7 de junio de 2011

Pequeño homenaje


    A Anina, Adrián, Angela, Jorge , Martín, Alex, Natalia, Tania, Alejandra, Iván, Nuria , Diego, Dani, Jesus, Prisco y Pablo... y a todos los scouters del mundo, tanto los que están con los chavales como los que están de apoyo en la sombra  GRACIAS.

    Quiero agradecer a todos ellos su labor.

    Son personas que desinteresadamente, porque no reciben un duro, hacen un trabajo que no tiene precio. Esto quiere decir, que creen en lo que hacen y en los valores que transmiten . Por que ya me diréis quién hace hoy en día cosas porque cree en sus ideas y no por dinero.

    Gracias por el cariño y la alegría que le dais a los niños. Vosotros no lo veis , pero cuando los niños llegan a casa y te cuentan con una cara inmensa de felicidad "hoy nos tiramos todos encima de Hathi" o "fuimos todos a por Raksha y a por Kaa" a los papás nos llenáis también de alegría y pensamos "dimos de lleno metiéndolos en los scouts".

    Gracias porque con  vuestro esfuerzo formáis personas con valores, mente abierta y felices.

Muchas Gracias


Con vuestro permiso, quiero también dedicar esta entrada a los antiguos scouters y especialmente a Laura y Bea, que ya siendo los niños scouts descubrimos que ellas  también habían sido scouts, lo que reafirmó nuestro acierto al incorporarnos a esta familia , ya que para mí y para mi mujer las dos son un ejemplo de honradez y buenas personas. Un besazo para ellas.

P.D. Espero no olvidarme de ningún scouter del grupo, si así es me preguntáis por el que me pasó la lista para canearlo, jajaja.

lunes, 6 de junio de 2011

Al fin Scouts



     Llegó el día de hacer la promesa del lobato Scout, o mejor dicho los días , ya que para que cada niño tuviera su momento los viejos lobos pensaron que sería mejor para ellos hacerlos en días diferentes.
     La primera fue Sara ya que siempre estuvo muy ilusionada e  interesada en los Scouts. Luego fue Paola ya que Esteban que es un caballero dejó primero a las hermanas.
     La ceremonia es un acto solemne tanto para los niños , como para los scouters, como para los padres.
Hasta el punto que te emociona... a mi un poquito y a mi mujer Ángeles un muchito como mostró con alguna lagrimita que intentaba ocultar, jajaja.


    Todo comienza haciendo los viejos lobos y los lobatos un circulo. El niño que quiere realizar la promesa pasa entre sus compañeros que están unidos de la mano y se para  delante de un seisenero que le pregunta alguna de las máximas de baloo

-El lobato es limpio y ordenado.
-El lobato siempre dice la verdad.
-El lobato siempre está alegre.
-El lobato piensa primero en los demás.
-El lobato tiene los ojos y los oídos bien abiertos.
-El lobato respeta las cosas y cuida la naturaleza.

o le preguntan el lema de la manada

HAREMOS LO MEJOR

Ojala siguiera todo el mundo esas máximas, ¿no os parece?
  
    Después  el lobato realiza la promesa que implica la aceptación de la vida en la manada, (cosa que hacen con mucho gusto porque vaya fiesta, risas y sonrisas se echan, jajaja).
    En otra parte de la ceremonia Akela (que es su primera maestra)  le da un abrazo de despedida por que el lobato ya cumplió su primera etapa de aprendizaje y lo recibe Baloo con otro gran abrazo, ya que con él continuará su formación.
    Ya por fin y con toda la ilusión del mundo se le pone la pañoleta al lobato. En nuestro caso Ángeles se la puso a Sara, yo se la puse a Paola y la tía Pati se la puso a Esteban. Ya eran scouts. Y para que quedara constancia, cada uno inmortalizo el momento en un totem de cintas donde ponían su nombre , la fecha y el sitio donde habían entrado en la familia del escultismo. Este momento a mí personalmente me parece precioso.

    Y como no puede haber ceremonia sin celebración , pasamos a los momento más relajados  y divertidos donde se lanzan hurras  por el nuevo scout y se hace un túnel de pañoletas por el que debe pasar el nuevo miembro. 
    Yo tuve la suerte de vivir tres veces esa experiencia , si tienes hijos te lo recomiendo, por que al fin y al cabo por nuestros hijos          HAREMOS LO MEJOR.